Otra Bolivia es posible: 0% Deforestación

Deforestacion bo

Los Bosques son Vida

Así como los humanos al respirar inhalamos oxígeno y exhalamos dióxido de carbono, los árboles absorben dióxido de carbono, almacenan una parte del carbono tomado, y devuelven oxígeno a la atmósfera. Los bosques tropicales o la selva como le denominamos a la Amazonía producen más del 20 % del oxígeno del mundo. Los bosques almacenan agua, enfrían la tierra, generan humedad y cumplen una función vital en el ciclo del agua.

Cuando los bosques empezaron a aparecer hace 300 millones de años la superficie de tierra del planeta estaba cubierta en un 80% a 90% por bosques. Hoy los bosques sólo cubren un 26%. Si los bosques siguen desapareciendo la vida en la Tierra cambiara de forma dramática.

Bolivia es considerado uno de los países con mayor biodiversidad en el mundo. Actualmente se han se estima que existen alrededor de 14.000 especies de plantas nativas pero se estima que en nuestros bosques tropicales existen más de 6.000 especies es decir algunas sin haber sido descubiertas. Sin embargo, entre el 2001 y el 2013 Bolivia ha perdido más de ocho millones de hectáreas de bosque.

Escenciales en la lucha contra el cambio climático

Cuando una hectárea de bosque amazónico se deforesta se envían a la atmósfera aproximadamente entre 500 a 550 toneladas de dióxido de carbono. A nivel mundial el 60% de las emisiones de provocan el cambio climático provienen de los combustibles fósiles como el petróleo, el gas y el carbón y sólo el 17% son generadas por la deforestación.

Sin embargo, en Bolivia estos datos se invierten. Sólo el 12% se debe a emisiones de combustibles fósiles que se queman en el país y el 66% son producto de la deforestación. De un total de 136 millones de toneladas de dióxido carbono equivalente (MT CO2e) que emitió el país en el año 2012, 90 MT CO2 provinieron de la deforestación y sólo 17 MT CO2 de los carburantes consumidos en Bolivia.

En el año 2000, según datos oficiales, Bolivia contaba con 60 millones de hectáreas de bosques y selva. En el año 2013 cuando se aprobó el Mapa Bosques de Bolivia quedaban sólo 51,4 millones de hectáreas de bosques. Es decir que en lo que va de este siglo hemos perdido 8,6 millones de hectáreas de bosques equivalentes al 14% de los bosques que teníamos a principios de este siglo.

Según las estadísticas del Ministerio de Medio Ambiente y Agua en el año 2012 se han deforestado en promedio 162.000 hectáreas de bosques. Si multiplicamos esta cifra por 500 a 550 toneladas de CO2 que emite una hectárea deforestada llegamos a la considerable suma de 90 MT CO2 emitidas solo en el año 2012.

90 millones de toneladas de dióxido de carbono es una cantidad muy importante. Es equivalente a más de dos veces lo que emite la planta de generación eléctrica a carbón más grande de la Unión Europea que está en Belchatów, Polonia, y que emite cada año un total de 37 millones de toneladas de CO2.

Actualmente si dividimos las emisiones totales de gases de efecto invernadero de todo Bolivia entre los 10 millones de habitantes que somos, nos da un promedio de 13 toneladas de CO2e por cabeza. Ésta es una cifra mayor a las emisiones percápita de muchos países europeos y la razón es la deforestación irracional que se produce en Bolivia.

 Al filo de la muerte gradual

La deforestación es un proceso que llegado un cierto nivel deviene en la muerte gradual de un bosque. Una deforestación superior a un 20% – 25% de un bosque amazónico desencadena un proceso de agonía de dicho ecosistema. El bosque, como toda forma de vida, requiere preservar su capacidad de regeneración para seguir existiendo, y cuando uno deforesta en exceso atenta contra el ciclo de vida del bosque.

Si deforestamos 10 millones de hectáreas más los bosques que sobrevivan empezaran a morir gradualmente. En Estados Unidos y Europa no es que se deforestaron todos los bosques que tenían hace siglos, sino que después de un cierto nivel de deforestación estos comenzaron a desaparecer poco a poco. En el norte han acuñado un término en inglés para referirse a esta muerte gradual d e l o s bosques “Dieback”. En Bolivia tenemos que trazar una línea roja a partir de la cual no debe avanzar la deforestación para así preservar por lo menos 50 millones de hectareas de bosques nativos y evitar una reacción en cadena de lento deterioro de los bosques.

La falsa contradicción

Muchas veces se dice que para poder garantizar la seguridad alimentaria de los bolivianos hay que seguir deforestando. Esto es falso. Si miramos atrás veremos que se han deforestado 8,6 millones de hectáreas y sin embargo el área cultivable sólo alcanza las 3,5 millones de hectáreas. Es decir que hay 5 millones de hectáreas deforestadas que hoy no se cultivan debido a que al perder su masa boscosa se han ido decertificando por el mal uso que se ha hecho de estas tierras principalmente en el desarrollo de grandes proyectos productivos para la exportación.

Para garantizar la soberanía alimentaria de los bolivianos hay que recuperar esas tierras deforestadas a través de proyectos de irrigación y promover iniciativas agroforestales. Los bosques son una gran fuente de alimentos si uno sabe convivir con ellos. Es un crimen desmontar los bosques para promover proyectos agroindustriales de exportación como la soya transgénica que es controlada en más de un 50% por extranjeros en particular brasileros.

Objetivo de Desarrollo Sostenible Nº15

En las Naciones Unidas todos los países han acordado parar totalmente la deforestación hasta el 2020. Este compromiso se encuentra recogido en el indicador 15.2 de los Objetivos de Desarrollo Sostenible. Ahora lo que corresponde es que todo los países lo cumplan y que no lo malinterpreten acelerando la deforestación en los proximos años para recien detenerla el 2020. En este marco es fundamental que Bolivia empiece a reducir la deforestación cada año en un 20 % de las cifras actuales hasta así llegar en los próximos 5 años llegar a su total erradicación en el 2020. Este compromiso internacional que Bolivia ha asumido en el marco de los Objetivos de Desarrollo Sostenible será escencial para la lucha contra el cambio climático y para preservar la vida de los bolivianos que somos parte de la Madre Tierra.

Anuncios

2 Respuestas a “Otra Bolivia es posible: 0% Deforestación

  1. Pingback: Tunupa 99: 25% de Energía Solar y 0% de deforestación para el 2020 | OBCCD·

  2. Pingback: TUNUPA Nº99: 25% de energía solar y 0% de deforestación para el 2020 | Fundación Solón·

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s