Derrame de 60 mil litros de gasolina afecta a dos comunidades guaraníes

el
[CABILDEO / 28 DE MARZO DE 2018]
Un derrame de aproximadamente 60 mil litros de gasolina del Poliducto Camiri-Sucre afectó a las comunidades de Iviyeca y Tasete, ubicadas en el municipio de Lagunillas (Santa Cruz), contaminando el agua de consumo humano de una quebrada aledaña, informó el responsable de Recursos Naturales de la Asamblea del Pueblo Guaraní (APG), Vicente Ferreira.
YPFB Transporte argumentó que el poliducto sufrió una ruptura por los constantes deslizamientos de tierra y rocas; y que el carburante derramado no causó contaminación.
Ferreira informó que el hecho ocurrió el pasado 16 de marzo y que fue “una afectación directa para los comunarios” ya que los derrumbes también dañaron las cañerías de agua potable. Sin embargo, aclaró que todo fue originado por las intensas precipitaciones y no por una mala operación del poliducto.
Ayer, dirigentes de la APG sostuvieron una reunión con la viceministra de Medio Ambiente, Cynthia Silva, funcionarios del Ministerio de Hidrocarburos y de YPFB Transporte para evaluar el suceso y realizar estudios técnicos para determinar el grado de afectación.
Sin embargo, YPFB Transporte, a través de un comunicado remitido a este medio, informó que la gasolina que se vertió en la quebrada fue arrastrada y dispersada por el alto nivel del agua originado por las constantes lluvias.
Explicó que, por la composición de la gasolina, más del 85 por ciento de ésta se evaporó en las primeras 24 horas y que el resto se dispersó y degradó de forma natural.
El comunicado señala que el personal de Medio Ambiente de YPFB Transporte no encontró vestigios de hidrocarburo en el agua o presencia de olor en el sedimento del lecho, situación que fue corroborada por un análisis de laboratorio. “Al momento, se cuenta con los resultados preliminares que dieron negativo a cualquier tipo de contaminación”, asegura la empresa.
El documento hace referencia también a la detección de algunos árboles cuyas hojas permanecen marchitadas, lo cual habría sido causado por el paso de la gasolina. Sin embargo, aseguran que esos árboles se recuperarán porque la afectación no alcanzó a las raíces.
PIDEN UN NUEVO ANÁLISIS DEL AGUA
Aunque YPFB Transporte adoptó de manera inmediata medidas de contingencia a través de la dotación de agua potable en tanques y cisternas para las comunidades afectadas, el responsable de Recursos Naturales de la Asamblea del Pueblo Guaraní (APG), Vicente Ferreira, considera que éstas necesitan una solución a largo plazo.
En ese sentido, informó que presentarán una propuesta de proyecto en base a los resultados de los estudios que realizarán hoy los especialistas del viceministerio de Medio Ambiente y del Ministerio de Hidrocarburos.
El dirigente aseguró que el daño causado por el carburante derramado también alcanza al suelo, la flora y fauna de la zona. “Una vez tengamos los resultados, vamos a dialogar con entre todos los actores afectados, la empresa responsable y la autoridad competente. En sí, la autoridad competente ha puesto lineamientos a la empresa para que haga los trabajos lo más pronto posible”, agregó.
\\Los Tiempos//
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s